En 3 años, 84 policías han caído en su labor en Jalisco

46

La metrópoli concentra la mayor cantidad de agentes caídos en el cumplimiento de su deber; expertos aseguran que es por falta de herramientas.

El lunes, dos policías de Guadalajara fueron atacados a balazos por individuos que intentaban huir tras cometer un atraco. Uno de los agentes resultó herido; Victoria, su compañera de fórmula, perdió la vida horas después, cuando recibía atención médica.

Desde enero de 2018 y hasta el fallecimiento de la oficial Victoria, 84 policías y agentes encargados de la seguridad (municipales, estatales, investigadores y de la Guardia Nacional) han sido asesinados en Jalisco, de acuerdo con un recuento hemerográfico propio e información de la organización Causa en Común.

La mayoría de los ataques ocurrió dentro del Área Metropolitana de Guadalajara. Del total de las víctimas, 47 fueron ultimadas o halladas sin vida en alguno de los nueve municipios que la componen; el resto se registró en el interior del Estado.

El municipio que más asesinatos contabiliza en los últimos tres años es Zapopan, con 14 oficiales. Luego está Guadalajara, con 12. En tercer lugar se posicionó Tonalá, con 11 elementos caídos.

Para el investigador de Causa en Común, Raúl Rosales, el que la metrópoli concentre más víctimas se debe a la incidencia delictiva, que en la ciudad es mucho más alta.

“Los policías se encuentran en mayor riesgo de ser asesinados en estas zonas específicas, dada la dinámica violenta que existe en ellas”, destacó, y a su vez dijo que para evitar que la estadística crezca es necesario que se impulse su capacitación y se les dote de recursos para llevar a cabo su labor.

La oficial Victoria Sánchez, quien tenía 33 años, fue despedida ayer por la mañana, en una ceremonia luctuosa en la cual estuvo acompañada por sus familiares y compañeros del Grupo Gamas de la Policía tapatía, donde laboró desde el 1 de octubre de 2012.

Compartir.