Tras explosión de paquete en Salamanca, repartidores revisarán lo que se envíe

38

Esta mañana, motociclistas que se dedican a la mensajería pidieron más seguridad en las calles de Salamanca y anunciaron que modificarán sus protocolos en la entrega de paquetes.

Los cuerpos de las víctimas del ataque con explosivos en un restaurante en la ciudad de Salamanca, Guanajuato, fueron despedidos por sus seres queridos, en ceremonias privadas.

Edgar Romero, hermano de Mauricio, dueño del establecimiento conocido como Barra 1064, lugar donde ocurrió el hecho, exigió justicia, pero que ésta venga acompañada de la paz, que tanto añoran los salmantinos.

Esta situación provocó un temor generalizado entre restauranteros y comerciantes, quienes aseguran que la ola de violencia ya sobrepasó los límites de la tolerancia.

La mañana de este martes, motociclistas que se dedican a la mensajería pidieron más seguridad en las calles de Salamanca y anunciaron que modificarán sus protocolos en la entrega de paquetes.

Cabe recordar que el explosivo que causó la muerte de dos personas y dejó lesionadas a otras cuatro, lo entregó un motociclista repartidor, envuelto en una caja de regalo.

Las autoridades se comprometieron a esclarecer el hecho lo antes posible y reforzar la operatividad en materia de vigilancia en esta localidad.

Notimex

Compartir.