Visita de Trump a Reino Unido es marcada por múltiples protestas

61

El mandatario estadounidense elogió al rival político de la primera ministro Theresa May, al señalar que el podría realizar un mejor papal ante la UE tras el Brexit

Las declaraciones de Donald Trump, enalteciendo a un rival político de Theresa May y descartando un acuerdo comercial, colocaron a la primera ministra británica en una situación embarazosa en el segundo día de la visita del presidente estadounidense al Reino Unido. Miles de personas han tomado las calles en una serie de protestas contra el mandatario estadounidense.

En su primer encuentro, tras conocerse la entrevista, Trump afirmó que su relación con la primera ministra era “muy, muy sólida”.

“La relación es muy, muy sólida, tenemos una muy buena relación”, dijo Trump al lado de May, al principio de una reunión en Chequers, la residencia campestre de la primera ministra en las afueras de Londres.

Ambos ofrecerán una conferencia de prensa, y luego Trump irá con su esposa Melania a tomar el té con la reina Isabel II en el castillo de Windsor.

En una entrevista al diario The Sun, que empezó a difundirse el jueves por la noche cuando May presidía una cena de gala en honor de Trump, el presidente dijo que Boris Johnson sería “un gran primer ministro”, que los planes de May de mantener vínculos con la Unión Europea tras el Brexit imposibilitan un acuerdo comercial con Estados Unidos y que le aconsejó que negociara con Bruselas de un modo y ella hizo lo contrario.

Boris Johnson, fue el ministro de Exteriores del Reino Unido y recién acaba de renunciar por sus diferencias con la primera ministra May.

Además, acusó al alcalde de Londres, Sadiq Khan, de haber hecho un trabajo “terrible” contra el terrorismo, un año después de la oleada de atentados de 2017.

Oposición defiende a May

En la entrevista, concedida a The Sun el miércoles, un día antes de viajar al Reino Unido, Trump medio en el plan de May para resolver el principal asunto interno e internacional de su gobierno, en un momento de fragilidad política de ésta.

“Si aprueban un acuerdo como ese, estaríamos tratando con la Unión Europea en lugar de con el Reino Unido, y eso puede matar probablemente el acuerdo” que Londres desea alcanzar con Washington, advirtió Trump.

“Yo lo habría hecho de manera muy diferente. De hecho le dije a Theresa May cómo hacerlo, pero no estuvo de acuerdo, no me escuchó”, aseguró Trump, que consideró que la propuesta de May no respeta lo que los británicos decidieron en el referéndum sobre la UE de junio de 2016.

Las protestas

Tanto, que el presidente de Estados Unidos dio a entender que no se sentía cómodo con algunas de las protestas organizadas en su contra para este viernes, según dijo en una entrevista con el periódico británico The Sun.

El mandatario, quien llegó con su esposa a Reino Unido el jueves, mencionó una razón en particular para no sentirse bienvenido: un muñeco inflable conocido como “Bebé Trump”.

A la par, las calles de Londres se inundaron con miles de manifestantes que repudiaban la visita del mandatario estadounidense.

Se trata de un globo de helio de seis metros de alto que lo presenta como un bebé con pañal, cara naranja enfadada y manos pequeñas, cuyo costo fue de alrededor de 40 mil dólares que fueron financiados por un colectivo antiTrump. (Con información de AFP y BBC)

Compartir.