Peña dice que regresará a vivir a CDMX y promete “No causar problemas”

26

El presidente estuvo en el informe de Alfredo del Mazo, donde dijo que se retirará de la política y que regresará a vivir al Estado de México

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, acudió este viernes al primer informe de Alfredo del Mazo como gobernador del Estado de México en Toluca, donde aprovechó para anunciar su despedida de la política al finalizar su sexenio y para agradecer a quienes lo han acompañado durante su trayectoria.

Durante su participación en la ceremonia en el palacio de gobierno mexiquense, Peña Nieto reiteró su salida de la política luego del 1 de diciembre, cuando lo suceda en el cargo Andrés Manuel López Obrador.

El presidente dijo, además que luego de terminar su periodo en el poder, regresará a vivir al Estado de México, aunque no especificó si será en Atlacomulco, de donde es originario.

Peña Nieto, que estuvo acompañado de su esposa Angélica Rivera, declaró que una de las motivaciones para acudir a la ceremonia fue para enviar un mensaje a los mexiquenses, “desde el lugar donde comenzó mi carrera política, cuando estoy por concluirla”.

“Todo mexicano que quiere a su tierra natal podrá comprender el afecto especial que yo siento y tendré siempre para con el Estado de México. Aquí, donde nací y crecí es también en donde aprendí a querer a México”, dijo.

Cobijado por empresarios, políticos y funcionarios de quienes dijo “le han mostrado su permanente apoyo”, Peña Nieto destacó algunas acciones del gobierno federal que se reflejaron en materia de educación, infraestructura y desarrollo social.

TE RECOMENDAMOS: Emiten declaratoria de emergencia en 11 municipios de Sonora

“Cuando concluya mi responsabilidad actual, no tengo duda de que mi hogar será, una vez más, el Estado de México. Tendré el gusto y señor gobernador, tenga la certeza, que no causaré ninguna molestia”, concluyó entre risas el presidente.

En los últimos 25 años, Peña Nieto ocupó diversos funciones en la vida pública mexiquense, pero su ascenso en la política estalló en 2003, cuando fungió como coordinador del PRI en la Cámara de Diputados del Edomex con su tío Arturo Montiel como gobernador de la entidad.

Un año después fue elegido para reemplazarlo en el puesto, el cual lo impulsó a la presidencia del país seis años más tarde, regresando al PRI el poder que el Partido Acción Nacional (PAN) le había quitado durante dos sexenios.

El próximo 1 de diciembre entregará en San Lázaro el poder al presidente electo, poniendo fin -según dijo- a la trayectoria político del primer presidente surgido de la ‘cantera’ del grupo político de Atlacomulco, que tiene entre sus filas a poderosos personajes como el propio Montiel, Alfredo del Mazo y los herederos de la familia Hank. (Con información de Expansión)

Compartir.