Adiós, iTunes: La aplicación que cambió la forma de escuchar música se va

29

Aplicaciones como Spotify o Apple Music sustituyeron el uso principal de iTunes hace años.

Aunque a lo largo de la historia del Internet ha habido cientos de aplicaciones y plataformas revolucionarias que buscan cambiar la forma en que hacemos las cosas o el consumo que tenemos de ciertos materiales, hay pocas que han logrado dejar una huella tan importante como lo hizo iTunes de Apple.

Y es que esta aplicación se convirtió en una herramienta cotidiana para escuchar música, y ¿quién no disfruta tener al alcance a su artista favorito en cualquier momento? Además, fue la alternativa perfecta para organizar las computadoras personales pues también conglomeraba fotografías y videos.

Sin embargo, este lunes Apple ha firmado la carta de despedida de esta gran estrella ya que con la actualización de software Catalina, iTunes dejará de recibir novedades, por lo que ahora la música, los videos y los libros estarán separados en las computadoras, lo que sucede desde hace tiempo en iPhone.

Los tiempos van cambiando y así también las herramientas que utilizamos para nuestras actividades favoritas y no hay mejor muestra de esto que la despedida de iTunes, que hace unos años fue rápidamente reemplazada por servicios como Spotify y Apple Music, que, en lugar de vender canciones y álbumes, ofrecen música ilimitada por suscripciones mensuales.

Cuando iTunes fue lanzada representó una solución fácil y práctica al problema de la piratería y para los usuarios se convirtió en un aliado para coleccionar y obtener música de manera sencilla y legal pues sus cada canción costaba apenas 99 centavos de dólar. Al mismo tiempo, fue la herramienta perfecta para que se expandiera el uso de iPods.

Conforme los intereses de los usuarios fueron cambiando, la plataforma lo hizo también e incluyó podcasts, libros descargables, audiolibros, películas y programas televisivos, esto por un lado fue positivo pues brindaba más funciones, pero a la vez representó el principio del fin pues terminó por perder la simplicidad que la hizo popular en un principio.

Compartir.